20 de diciembre de 2011

Donde poder se tú y yo

Yo solo quiero vivir contigo en nuestro refugio. En ese sitio donde los problemas pasan por delante de la puerta, y los pocos que se quedan se solucionan cara a cara. Allí donde las malas rachas se curan con cama, donde las paces no se firman, se besan, o se abrazan. Solo quiero verte allí donde sea que nos toque compartir la vida, pero verte a diario, sentir tu roce, oírte reír, o quejar. Solo quiero la tranquilidad de despertarme a tu lado y verte profundamente dormida, sin preocupaciones, porque el grandullón que duerme a tu lado hace las funciones de atrapa sueños. Te quiero a ti con manta y sillón, en aquellos metros cuadrados donde la vida sabe diferente, donde los sueños se cumplen, donde… donde podemos ser tu y yo.

18 de diciembre de 2011

Perfecta imperfección


Yo solo quiero quererte cada día, despacio, sin prisas, con la calma que tiene el que sabe que aún le queda mucho por vivir. Solo quiero hacer de los momentos malos, puntos de aprendizaje, y de los buenos, puntos de referencia. Quiero instruirme en el arte de convivir, de compartir, de ceder, a base de errores y escarmientos. Quiero un voto de confianza por cada vez que me equivoco, y una mano amiga que me levante cuando esté abajo. Quiero una verdad. Quiero la tranquilidad que otorga saberte cerca. Necesito tus ojos al despertar, y tu caricia al acostarme. Tus palabras sabias regañándome si es preciso, o arengándome si tengo dudas, porque dudar es humano y seguro que las tendré.
No podré vivir sin tu fantasía, sin aquellas historias que me hagan sentir especial, sin la originalidad de quién se esfuerza en crear algo diferente. Necesito la normalidad que implica lavarnos los dientes juntos, o prepara la cena mano a mano. Quiero la estabilidad y la constancia que tus actos implican, la seguridad de saberme querido, la responsabilidad que conlleva querer.
Indispensable será el riesgo de hacer cosas sin saber a ciencia cierta el resultado, el sacrificio de que supone el apostarlo todo a una carta. Quiero ser el primero en escucharte y ser escuchado. Quiero ser tu ilusión, tu motivo, tus ganas de ser mejor. Quiero que seas mi realidad. Necesito nuestra constancia, nuestro esfuerzo, nuestro empeño.
Quiero tus sonrisas y tus lágrimas, tus alegrías y disgustos. Quiero ser quién mejor te conozca, pensar en ti en cada momento, conocer tu cuerpo por milímetros y ubicar cada lunar y cada marca que él tiene. Deseo disfrutar de todos aquellos movimientos inconscientes que delatan tus pensamientos y ser el mejor intérprete de tus gestos y miradas.
Necesito momentos íntimos cargados de sensibilidad, de erotismo, de ternura, de pasión. Quiero tus manías y temores, tus gustos y pasiones. Me apetece acompañarte al mercado, a dar un paseo, al Prado, al campo. Busco que entiendas mis aspiraciones, y compartas mis sueños, que convivas con mi música. Quiero considerarme de familiar directo tuyo y actuar con tal, y a su vez, ser ese amigo casi desconocido a quién le contarías cualquier secreto. Quiero ser la voz que te tranquilice, el motivo de tus preocupaciones, discordia en ciertas opiniones, concordia en sentimientos. Deseo ser tu amante, tu psicólogo, tu manager, tu bastón. Quiero ser la pieza de tu puzzle, tu equipo en la vida, tu contrincante en ese rin llamado cama. Necesito ser lo que sueñas mientras duermo a tu lado.


No es tan difícil, solo quiero ser la perfecta imperfección que te acompañe en cada etapa de tu vida, quiero ser el Yo que yo soy, mezclado con el Yo que tú eres.
Me conformo con ser parte de tu vida y que tú seas toda la mía.

13 de diciembre de 2011


Toda mi ropa huele a cuando estabas.
Sería al abrazarte -no lo entiendo-
o que estuviste cerca y se quedó prendido.
Si arrimo mi nariz al hombro o a la manga,
te respiro.
Al ponerme la chaqueta, en la solapa,
y en el cuello de un jersey que no abriga.
Aroma de placer, de feromonas,
de recostarme en ti mientras dormías.
Por mucho que la lave, mi ropa lo conserva:
es un perfume dulce que me alivia
como vestir mi carne con tu piel.
Y está durando más que mi recuerdo.
Tu rostro en mi memoria se disipa,
casi puedo decir que he olvidado tu cuerpo
y sigo respirándote en las prendas
que, al tiempo que me visten, te desnudan.
Pero la ropa es mía.
De tanto olerte en mí, tu olor es mío.


Leopoldo Alas – Mi olor a ti (fragmento), La posesión del miedo

3 de diciembre de 2011

Solo pido

Tu voz en mi oido, antes de dormir, es todo lo que pido.No creo que sea demasiado, solo un te quiero susurrado, junto con una sonrisa. Admito distancia, admito diferencias y días malos...admito todo y a cambio solo pido tu voz.

15 de octubre de 2011

Pequeños paraísos


Sentados frente a frente, sin apenas escuchar el sonido de la realidad que les rodea. Solos, únicamente acompañados de toda una ciudad, pero solos en esencia. ¿Qué había hecho todo este tiempo para no darse cuenta de lo que tenía delante?
Ella hablaba esbozando pequeñas sonrisas que impedían que él pudiese concentrarse en el contenido de la conversación. Es tan difícil encontrar un momento como este en esta alocada vida, es tan complicado respirar vida entre tanto caos. Ella le dedica una mirada tierna, delicada, casi escondida entre los cabellos del flequillo que tapan parte de sus ojos azules, y él, sin poder evitarlo, mira alrededor para saber si todo está bien, si sigue vivo, porque esta situación es un oasis entre su desastrosa vida, porque esa sonrisa es un pequeño paraíso.

……….

La conversación se acalora, los dos empiezan a sentir que se les va de las manos, pero la inercia de la plática es imparable y dañina. Culpas, rencores, palabra agresivas, daño…y sin pretenderlo silencio. Silencio provocado por un beso inesperado que le deja sin aliento. Se separan y se miran fijamente, sin pestañear únicamente escuchando sus respiraciones entrecortadas.
-Me da igual lo que diga el mundo, Yo quiero estar contigo.
Un abrazo y otro beso, y otro, y uno más. Caricias, pasión. Sus manos se entrelazan, después se sueltan y recorren el cuerpo del otro, la ropa sobra, la sensación de amor profundo necesita ser expresada físicamente. Poca luz, pocas palabras, pero mucho que decir. Hacen el amor, desquitándose de cualquier problema, disfrutando de lo que de veras importa, él y ella, sus cuerpos, su atracción, su placer…Una habitación vacía de cuadros pero llenas de sensaciones, de risas cómplices, de gemidos y un final. Después pocas palabras, todo está dicho, la alianza se ha vuelto a firmar, y solo queda disfrutar de su cuerpo entre sus brazos, del olor de su pelo, de su respiración tranquila, de un te quiero entre suspiros. Solo queda cerrar los ojos hoy el paraíso está más cerca.

……….

Maldito día. La jefa le tiene arto, llamadas constantes, exigencias… Abre la puerta de casa, saluda con voz cansada y encuentra el vacío por respuesta. ¿Pero donde estará? Cuelga el abrigo en el perchero de detrás de la puerta, ese que hicieron con sus propias manos y levanta la vista. La casa esta a oscuras y solo una tenue luz preveniente del salón ilumina las fotos que decoran el minúsculo pasillo. Avanza hacia la luz, casi arrastrando los pies, empuja un poco la puerta del salón, y allí está ella, con una la cena, la mesa adornada con una vela y una rosa, y su mejor cara. A él se le dilatan las pupilas sorprendido, la mira con media sonrisa y le pregunta
-¿Celebramos algo?
- Que vivimos, ¿Te parece poco?
Se sientan y comienzan a cenar, él se desahoga, cuenta sus problemas, y es escuchado con atención. Después la conversación toma otros derroteros, los menos pensados, los menos importantes, pero de tal forma que la conversación nunca se agota.
Cuando terminan de cenar, él le propone tomar el postre en el sillón, quién sabe si bañado con algo un sorbito de vino. Las horas pasan, el cansancio hace mella y ella se queda dormida apoyando la cabeza entre sus piensas, mientras él, con tranquilidad le acaricia el pelo, disfrutando del suave tacto de su melena. Ya no hablan, él solo la mira y se pregunta cómo lo hará para que aún consiga sorprenderlo, para que siempre tenga un truco o una argucia que convierta sus problemas en pequeños paraísos como el de esta noche.

………


Una voz resuena en sus oídos mientras una pequeña mano le zarandea.

-Papá ¿Puedo levantarme ya?
- Lisi cariño son las 7.30, ¿no crees que es muy pronto? Porqué no te metes aquí conmigo.
La niña ligeramente a regañadientes acepta, y se mete en el hueco calentito que le ha dejado él. Sin quererlo, mecida por el traqueteo de la pierna de su padre vuelve a dormir, mientras él la mira, pensando si puede haber algo más bonito en el mundo que su pequeña. Entonces una mano le acaricia por detrás mientras otra le pasa el brazo por el costado. Una boca tierna y sexy se acerca a su oído para susurrarle:
- Esto si es el paraíso padrazo…Te amo.
Una respiración profunda y una sonrisa que ella no ve, son suficiente respuesta.

…….

Cogidos de la mano miran su sombra en el suelo. ¿Cuantas veces habrán ido de paseo por la ciudad, cuantas recorrido esas calles, cuantas? No se paran a pensarlo porque hoy la conversación es importante, ¿Cómo vamos a hacer en nuestra nueva casa? Las palabras destilan ilusión y las miradas alegría. Proyectos, bocetos de vida, ideas de futuro se agolpan en sus bocas, mientras las manos se apretan, dándose seguridad, sirviéndoles como amarre que les recuerda que esto no es uno de tantos sueños, sino que esta es la realidad. Avanzan, por las calles, entre risas y hablando de lo que les depara ese futuro que parecía no llegar nunca. Las cosas cuestan y a ellos parece que más que al resto, pero cuando llegan….ningún paraíso es comparable a la sensación de haberlo apostado todo y haber triunfado con tus ideales.

………

En el salón a oscuras, miran su película favorita. “Allí es donde siempre te Querré” escupen los altavoces del televisor. Dos manos se buscan hasta agarrarse y una lágrima nace de su ojo y recorre lentamente su carrillo….Nada más se puede pedir en ese momento…quizás por encima de eso solo esté el paraíso.

………..

10 de octubre de 2011

Te diré


Así, de forma breve y concisa te diré...No te vayas nunca, eres mi ilusión, mi felicidad y mi estabilidad. Te diré...No te separes, sin ti me cuesta respirar. Te diré...Quédate a mi lado, eres todo lo que siempre he deseado.


48 días

28 de septiembre de 2011


Desde que llegó lo ha estado revolviendo todo, cambiando las cosas de sitio y dando un giro a cada día. Me vuelve loca cuando aparece como si nada le fuera mal, como si las peores cosas fueran insignificantes. ¿Ahogarse en un vaso de agua? No conoce esa frase, él nada, le da igual lo que se le caiga encima. Le da igual encontrarse con la mayor tempestad del mundo, es como si tuviera la capacidad de querer y poder, sobretodo poder. A menudo me hace recordar lo grande que es la vida, lo que vale empezar un nuevo día, un nuevo mes, que lo que te puede llegar a pasar está aun por venir, que lo mejor es fácil de encontrar. Abre las orejas y escucha, calma las tormentas, espanta a las nubes y atrae al sol.
Da todo lo que le pidas, abraza si lo necesitas y si no, te besa hasta que se le desgastan los labios. Me hace sentir especial cuando le tengo cerca, me hace ver que los finales no siempre son malos, que las historias se reescriben las veces que tu quieras, que las lágrimas se secan y una carcajada te deja sin aliento.


Felices 22 meses Peter ...

11 de septiembre de 2011

Más que juntos


Más que juntos, en las idas y en las venidas, en los sueños, en los despertares. Más que juntos allá donde vayamos, con quién coincidamos, donde vivamos. Más que juntos en la realidad y en la ficción, en nuestras pesadillas y aquella discursión. Más que juntos en nuestra ilusión, en nuestros planes en nuestras despecidas en nuestros reencuentros. Más que juntos siempre, de la mano, tumbados, con ropa, sin ella. Más que juntos ayer y mañana, bajo la lluvia y sobre cualquier terreno, bajo las estrellas y hasta la luna. Más que juntos en nuestros hobbies, en nuestras cualiades y defectos, en las melodías volátiles y las imágenes captadas. Más que juntos leyendo, mirándonos, en una decepción, en una victoria. Más que juntos sin hablarnos, en una sonrisa, en un detalle, en un hasta pronto. Más que juntos en tu casa, en la mía, en tu piél y en mi corazón. Más que juntos en nuestras fantasías, en la imaginación en un te quiero, en nuestra relación.
Siempre, pase lo que pase, en lo bueno, en lo menos bueno, en cualquier situación, lugar o pensamiento...MÁS QUE JUNTOS

Sueños de rojo


Quizás la vida eterna a tu lado fué demasiado. Quizás el sueño de compartir contigo toda mi vida era una simple quimera. Te lo habría dado todo, me habría entregado a ti como nunca antes lo había hecho, pero tu estúpida indiferencia lo truncó todo. Rompiste mis ilusiones, mis ganas, mi vida. Las rompistes a base pasotismos, borracheras, insultos y una sola bofetada.
Hubiera sido tuya sin necesidad de esa posesividad extrema, sin esa vigilancia, sin esa reclusión que pretendías que mantuviera en nuestra casa. Si no lo hubieras fastidiado todo con tus celos irracionales, si no hubieras tirado por la borda todo nuestro esfuerzo en tan poco tiempo...Me habría entregado, porque estaba enamorada. Pero no hiciste nada para mantenerme a tu lado, solo me ahuyentaste con tus ganas de tenerme tan cerca, y una estaba enamorada, pero no es tonta.
Ahora solo queda cicatrizar las llagas, borrar el pasado y alejarme de ti. Aunque cada vez que en mis sueños apareces, cada vez aue te decico una ínfima reflexión, mis pensamientos se tiñén de rojo, quizás como premonición de lo que podía haber sido.

2 de septiembre de 2011

29 de agosto de 2011

Sabes que nunca es demasiado tarde para apuntar hacia las estrellas, independiente de quien seas o lo que hayas hecho en tu vida.
Entonces haz lo que tengas que hacer, porque no puedes retroceder ni un segundo en esta vida. No dejes nada en tu camino, porque nunca estará en tu mano el tiempo. Aprende a apreciar las pequeñas cosas, basta con sólo desearlo.

Espero que estés disfrutando de Francia, te extraño.

18 de agosto de 2011

Acércate.


Acércate. Venga vamos acércate. No tengas miedo. Eso es. Despacio. Con calma, pero segura. Deja que te acaricie, que te roce con mis uñas. Despacio. Poniéndote el bello de punta. Acércate y rózame ligeramente. Sin prisa pero sin pausa. Vete desabrochando los botones de mi camisa mientras me acerco a tu cuello. Quéjate en un susurro. Recorre mis hombros mientras observas mi torso. Deja que juegue con la goma del tirante del sujetador. Sufre la falta de intimidad cuando te mire a los ojos con todas las intenciones. Permite que te levante la camiseta. Despacio. Rozando cada milímetro de tu cuerpo hasta que te la quite. Acércate más si cabe. Siente tu piel contra mi piel. Tus latidos con mis latidos. Nuestra única respiración. Déjate llevar por la tentación. No pienses. Solo siente. Empújame hasta la cama. Ponte encima cual felina. Házmelo pasar mal. Sedúceme con tus susurros al oído. Deja que juegue con tu pelo. Desnúdame y deja que te desnude. Gira conmigo de lado a lado de la cama. Acércate hasta que no quepa ni el aire. Tócame. Suspira. Pierde el control de ti misma. Deja que te domine, que te agarre las muñecas por encima de la cabeza y te bese lentamente por los brazos. Cómeme mi boca. Permíteme ir despacio, saboreando el sabor de tu cuerpo. Siente mis músculos en tensión. Agárrame con las piernas y apriétame hacia dentro de ti. Piérdete entre el nudo de brazos, piernas y dedos jugando. Disfruta el clamoroso silencio. Ponme los pelos de punta. Acércate más. Haz lo que desees hacer. Sin tapujos. Sin tabúes. Sin represión. Suéltate y desbócame. Acelera el ritmo. Las pulsaciones. Los gemidos. Únete a mi lengua. Aráñame la espalda. Deshazme. Revuélcame. Piérdete. Olvídalo todo. No hay un antes. Ni un después. Solo un ahora, medido por segundos. Mueve la cadera, despacio. Deja que haga lo propio. Trasládame al paraíso. Hazme tuyo. Vuela conmigo. Grita. Agárrate fuerte…
Ahora recupera el aliento. Acércate a mi pecho. Observa los estragos que has causado. Ríete. Llora si es preciso. Suspira. Relaja. Disfruta del sabor de la verdadera felicidad.

¿De verdad le merezco?


Pero ¿Porqué está conmigo? Ella, mientras le miraba desde una prudencial lejanía, solo podía pensar eso. ¿Que ha visto él en mí? ¿Qué embrujo irracional le ha llevado a desear estar conmigo? Seguro que en algún momento el hechizo se pasará y todo habrá acabado, o mejor aún, seguro que en cualquier momento sonará mi despertador. Mírale, ahí tan guapo, tan elegante y a la vez tan sencillo y discreto, tan pequeño y adorable. Mírale cómo escucha atentamente, dirigiendo sus bonitos ojos azules directamente a los ojos de su conversador, cómo se esfuerza en hacerse un hueco entre mis amigos para hacerme feliz. Podría pasar completamente, otros lo hicieron con anterioridad, pero sin embargo él ahí está, dispuesto, con su mejor sonrisa, tranquilo, tímido, pero empezado en conseguirlo.

¿Qué ha visto en mi? ¿Que le lleva a esforzarse diariamente para meterse en mi mundo, para agradar a mis padre y a mi hermana, para encajar conmigo y con mis circunstancias a la perfección? Porque es lo que él hace, todos los días se calza su invisible mono de trabajo y se esfuerza en cada momento en hacerme la vida más fácil y lo mejor de todo…siempre sin dejar de ser él.

¿Qué le puede llegar a atraer de mi cuerpo? ¿ o de mi humor tontorrón y simple? ¿Cómo lo hace para interesarse motu propio de todas y cada unas de mis aficiones? Le da igual ver conmigo un concierto, o escucharme disertar durante inmensos ratos sobre aspectos de la música que hasta el no sabía siquiera que existían. No le importa relacionarse con el mundo del deporte, o del cine, o de mi literatura.

Allí sigue, aguantando el tipo, sólo por mí. Hoy por hoy, en este mundo egoísta nadie lo haría, nadie está dispuesto a entregar su tiempo por nadie, sin pedir nada a cambio. Y él…uy, me ha mirado…ohhhh mira ese guiño cómplice, consigue que se me caiga el alma a los pies.

¿De verdad lo merezco? ¿Merezco que constantemente esté preocupándose por mi, que sea mi constante agenda, mi Pepito grillo? ¿Merezco que constantemente me haga sentir que soy alguien especial? Porque eso es lo que hace creando siempre a su alrededor un mundo íntimo y fantástico, donde el resto no importa. Un mundo para los dos, cargado de emociones, recuerdos, aventuras, planes…de Vida. Y yo a cambio ¿Qué hago por él? ¿Es suficiente un poco de fotografía y un poco de arte?...Dios esto está muy descompensado y yo salgo ganando.

Vale, es cierto, yo tengo otras cualidades pero... ¿son suficientes?
Él es lo que siempre soñé: alguien cariñoso y soñador, con el suficiente ahínco para tener los pies en el suelo si es necesario. Es maduro, pero no aburrido. Es fresco y espontáneo, aunque algo tímido. Es constante, amable, sabe ceder, y no tiene miedo a entregarse. No se avergüenza de mí (aunque a veces podría) y demuestra cada día que le importo, Me entiende, me apoya, me defiende. Me regaña si caigo en mi constante vagantería, y me exhorta para que me supere. Me ayuda a ser mejor persona, me demuestra fidelidad, me da todo lo que tiene. Sabe querer sin invadir. Me agasaja constantemente con sus regalos, sus detalles, sus frases cargadas de significado y sus contentes muestras de amor. Es…perfecto.

No sé si de verdad le merezco, pero tengo claro que mientras esta suerte inexplicable me siga bendiciendo en forma de hombre, haré todo lo que esté en mi mano para no dejarle escapar, porque una oportunidad así solo pasa una vez en la vida, y esta es la mía…Uy se acerca…ahí viene…tanto tiempo y aún me pongo nerviosa...No sé, pero creo que esto sí es amor.

12 de agosto de 2011

Desde lo alto



Desde lo alto de su torre de cristal vigila el infinito. Altanero, distinguido, elegante y autosuficiente se yergue sobre la ciudad que le ha visto crecer. Por fin allí. Tanto tiempo anhelando esas vistas panorámicas, no tanto por la belleza de las mismas sino por lo que ello conlleva, por el despacho que le alberga.

Ha sido duro, pero ha llegado. Con mucho esfuerzo, con muchos sacrificios, pero con gran ambición por fin consiguió el lugar soñado. Con tan solo 51 años ya es el máximo mandatario de su empresa, el mundo está a sus pies y ya nadie puede arrebatárselo.
Tranquilo, disfrutando del momento, se pasea por los 65 metros cuadrados de su oficina particular, revisando que cada cosa esté en su lugar, acorde con su filosofía de vida, meticulosa y pulcra.

Observa con detenimiento, la pared de los trofeos, donde relucen los títulos, las orlas y menciones de honor que acumula en su palmarés, todos ellos perfectamente encuadrados por los mismos marcos, así como alguna instantánea de sus trinfos en el largo camino que ha recorrido hasta llegar hasta este momento, pero ni una foto personal.

Mientras juega con los botones de su carísimo e impoluto traje, dirige su mirada hacia el teléfono, pero no suena, nadie le felicita. Tampoco hay cartas encima de su escritorio, ni emails en la bandeja de entrada que se congratulen de su gran hazaña.

Se recuesta sobre el sillón y una pregunta le martillea la cabeza ¿… Y ahora qué? Desde muy joven ha tenido muy claro cual era el paso siguiente: La carrera, el master, el docotrorado, las prácticas en la empresa, ascender de puesto, mejor empresa, seguir ascendiendo… siempre calculando el tiempo, proponiéndose metas y trabajando para alcanzarlas, pero este era su techo, ha llegado a la cima y ¿Ahora qué?

Se sirve una copa de Coñac. Ya es tarde para hacer nuevos amigos, con los que preparar cenas en las fiestas y recordar las vivencias pasadas, y por desgracia ya no le quedan amigos a los que acudir y con los que marcarse metas, por que los fue sacrificando todos a favor de su trabajo. No había dudado nunca en pisar a un compañero para trepar un puesto, ni en dejar plantado a un amigo si el trabajo le necesitaba, lo que le granjeó una durísima soledad.

Tampoco tuvo tiempo para cultivar el amor, las escasas relaciones siempre se truncaron por la falta de tiempo y de atención. Jamás supo lo que era querer a alguien que no fuera su oficina, aunque sí lo que era sentirse querido. Había sido una bonita época mientras duró con aquella chica…¿Cómo se llamaba? ¿Patricia, Rebeca…o era Julia? No lo recordaba porque enguanto ella quiso dar un paso más el hulló a otra ciudad con la perfecta excusa de un cambio de destino, donde dejó que el amor se extiguiera sin mayor remordimiento.

Pero bueno, siempre le quedaría la fami… Bueno quizás no. Sus padres habían fallecido en apenas dos años aunque no recordaba mucho. Con su padre no se hablaba y su relación siempre había sido tensa, hasta el punto que no acudió al funeral porque debía de cerrar un importante trato que le reportaría un ascenso. Y su madre era aquella persona molesta que siempre llamaba en el momento más inoportuno, y siempre mientras trabajaba. Su hermana ya no le hablaba porque jamás se ha dignado a hacerle a un regalo a sus hijos, ni a acudir a una cena familiar.

Se volve a incorporar e inicia un paseo por la cristalera de su despacho, con la mirada perdida en la lejanía. Pega la cabeza al cristal y una extraña idea se le pasó por la cabeza: ¿…y si salto?
Abrie las ventanas de su balcón e inhala el aire proveniente de la ciudad, rebosante de vida, esa vida que él no tiene con quién disfrutar. Retrocede unos pasos. Una lágrima se escapa de su pupila y resbala por su cara. Mira al cielo. Mira al horizonte. Nadie llorará su perdida. Entonces arranca en una carrera desesperada, cubierto de lagrimas y al llegar al borde de la barandilla… salta.

…Cubierto de sudor se despierta en su habitación y acalorado busca la mano de ella que instantáneamente le mira con cara de preocupación:
- ¿Pasa algo? ¿Parece que en lugar de 25 años tienes 51?
- No nada tengo que hacer una llamada que se me había olvidado… Por cierto ¿te parece que esta tarde quedemos con Jaime y estos? Así vemos a la vieja tropa.

Enciende el móvil. Baja al salón con una sonrisa que intenta enmascarar la angustia que acaba de pasar, se dirige hacia la ventana desde donde solo alcanza a ver la casa del vecino. Marca apresurado. Un tono, dos tonos…

-Hola Mamá, solo era para deciros que os quiero mucho. Recordadlo siempre pase lo que pase y díselo a Papá.

31 de julio de 2011

Prefiero no hacer balance, no pararme a pensar en cómo están las cosas. Prefiero seguir mi camino, sin más, con mis muchos días malos y mis pocos días buenos, pero sin pararme a pensar en cómo ni en por qué. En cuándo ni en qué hacer para cambiarlo. Y es que las cosas se escapan de mi alcance, no puedo controlarlo todo, ni a todos…

30 de julio de 2011

Mañana no, HOY.

Maldito futuro que siempre tiene que estar merodeándote como una sombra negra, como una tormenta que regularmente ha de aparecer. ¿Porqué siempre hay que estar pensando en mañana? Nos organizamos la vida, hacemos planes, tenemos sueños y en ocasiones esas expectativas enturbian el hoy. No es que vivamos pensando siempre en mañana, no es que continuamente te encuentres escrutando tu futuro, pero es cierto que no podemos evitar tenerlo presente, y que una parte de nosotros, inconscientemente, está siempre pendiente de él. ¿Qué haré? ¿Dónde Iré? ¿Qué será de nosotros? ¿Cuándo vendrá? ¿Será posible nuestros planes? ¿Hago bien en planear, o soy un vulgar soñador por hacerlo? Constantemente obnubilados por el porvenir, por el mañana, por las expectativas, tanto que no somos conscientes, salvo en escasas ocasiones, de que somos muy afortunados, por lo que tenemos. Y no solo me refiero a la familia, o al amor, me refiero a que Respiramos segundo tras segundo, me refiero a que estamos vivos y eso, pese a lo que el destino nos depare, implica una cosa…¡Podemos elegir! No sé que será de mi mañana, ni mucho menos sé a qué me dedicaré dentro de un mes, ni si viviré aquí o allá, ni si estudiaré o trabajaré (o ninguna), no sé cuanto queda para estar juntos, o para asentarme y tener un hijo, no sé cuanto tiempo es necesario que transcurra para considerarme un adulto de pleno derecho, y tampoco sé qué he de hacer para ser lo que deseo llegar a ser en la vida…pero sí tengo claro una cosas, y es que esta noche hablaré contigo, y no pienso colgar hasta que te quede meridianamente claro que soy muy sincero al decirte que Te quiero.

28 de julio de 2011

Píntame el futuro


Píntame el futuro del color que quieras, píntalo al fresco o en tabla, al oleo o en pastel. Píntamelo con la luz del atardecer o con el primer rayo de sol, píntamelo a lapiz, con brocha, con pincel. Píntame el futuro, dibuja donde estaré, a qué me dedicaré, esboza mis posibilidades en fragmentos de tela. Calcula la perspectiva que me ampara, utiliza el sfumato desdibujando las fronteras entre tú y yo. Píntame el futuro, lleno de luz y de color, colmado de fantasía y risas, píntame lo que desees, pero píntate tú en él.

28 de junio de 2011

A veces, un 99%, lo único que quiero es pasar una noche más abrazada a ti, y que me dejes jugar con tu pelo, con tu espalda, con tu cuello. Sólo acariciarte, haciéndote sentir que tu cuerpo es una de las cosas más valiosas del planeta. Otras se me pasan por la cabeza los placeres más salvajes del universo, enteros para ti, para que disfrutes. Me empieza a asustar que predomine esto en mi cabeza, que cierre los ojos y busque tu boca desesperadamente; que vuelva a mi cama y eche tantísimo de menos tu espalda, que rompa a llorar sin consuelo, hasta que no puedo más. Que firmaría un pacto con el diablo con tal de besar tu nuca de nuevo...

13 de junio de 2011

8 de junio de 2011

Proteger:


Preservar, Escudarse, Refugiarse, Resguardar, Ayudar, Apoyar, Defender, Favorecer, Auxiliar, Abrigar, Sostener, Amparar, Tutelar, Asegurar, Custodiar, Propiciar, Patrocinar, Atender, Cuidar, Garantizar, Conservar, Calentar, Socorrer, Acoger, Acompañar, Escoltar...¿Te queda claro?

7 de junio de 2011

A milimetros de tu boca


A escasos milimetros de tu boca, la vida sabe distinta, tiene un regusto a esperanza y a placer, un ligero olor a risa e ilusión. A escasos milimetros de tus labios, el tiempo se para,el mundo desaparece, y solo una cosa importa: Tú y yo.

28 de mayo de 2011

Complicidad


Complicidad es lo que existe entre dos personas que hablan sin hablar, que escuchan con la mirada, que apoyan con su presencia. Complicidad son 18 meses de feicidad ininterrumpida, con constantes soluciones, con ánimos y constante amor. Complicidad somos tu y yo, tu mano y mi mano, nuestros abrazos y susurros. Complicidad, somos nosotros!!!!!!!! Felicidades

23 de mayo de 2011


SOLO QUERÍA DECIRTE QUE ... ¡CONTIGO ME SIENTO SEGURA!

Smile


Ponte una sonrisa en cada mano y llévalas contigo donde quiera que vayas. Haz de ellas tu santo y seña, tu ideología, tu forma de vida. Regálalas a quien las necesite, enseñalas donde sea preciso, pero sobre todo, nunca dejes de mirarlas y contagiarte desu buen rollo, de su positivismo, e intenta responderlas con una sonrisa tuya.

12 de mayo de 2011

Felicidad


Felicidad es despertarme y verte aún dormida, es dormirme sintiendo que me cuidas. Felicidad es reirme contagiado de las carcajadas que te he provocado,es levantar la mirada y encontrame con la tuya sin que nadie más se haya percatado.Felicidad es sentirme querido, es sentirme vivo, es olvidar el olvido.

10 de mayo de 2011


Esa sensación mágica que me produce el solo hecho de respirar tu mismo aire...

tête à tête



Tengo un blog sin lectores, sentimientos de colores, amigos y detractores. Tengo musica que no consigo hacer sonar, ideas sin materializar, metas por alcanzar. Tengo sueños en el tintero, amor de brasero, sonrisas y te quieros.Tengo un libro sin letras, una ida sin vuelta, un perdón y una Vendetta. Tengo un bolsillo roto,una peña del moco,un amor loco.Tengo unas ganas de tí del carajo, una mano sin pájaro, un bienvenida en la primera pagina de un legajo. Tengo sonrisas quebradas, paises de hadas, sensaciones en el tiempo congeladas. Tengo imagenes borrosas, por hacer mil cosas,sentimientos y nebulosas. Tengo la cabeza dura, tengo ánimos y mesura, unas manos que me desnudan, convicciones y mil dudas. Tengo días sonbríos, fuerzas y brío, tengo un tête à tête con el macho cabrío.

2 de mayo de 2011


Me da miedo la inmesidad, donde nadie oye mi voz...

Dos como nosotros


"No habrías encontrado dos corazones más abiertos, dos gustos más semejantes, dos sentimientos más armónicos"

La casa del lago, de La novela Persuasión de J.A.

11 de abril de 2011

Yo te amo para comenzar a amarte,
para recomenzar el infinito
y para no dejar de amarte nunca:
por eso no te amo todavía.
Te amo y no te amo como si tuviera
en mis manos las llaves de la dicha
y un incierto destino desdichado.

Pablo Neruda.

Hoy solo quiero escribirte para...


Hoy solo qiero escribirte para decirte que estoy aquí. Sé que lo sabes, sé que lo sientes, pero nunca me canasaré de repetirte que estoy a tu ladao, en los momentos malos y en los malísimos también. No soy el tipo de persona al que llamas únicamente en los días de risas y fiestas, qué va, soy aquel capaz de transformarse y empatizar con tu estado de ánimo, ese que puede arrebatarte una sonrisa cuando menos te lo esperas, ese que puede hacerte ver el lado positivo del momento más triste que se te ocurra. Quiero que no te queden dudas de que no voy a fallarte, y que solo deseo verte siempre felíz. Quiero que nunca te falte de nada, y que lo que pueda faltarte se pueda suplir con mimos, cariño y millones de besos. Hoy solo quiero escribirte para mandarte ánimos positívos, para hacerte llegar de forma virtual un "Take a smile" de los que tú me regalaste, solo quiero transmitirte un pensamiento lindo que te haga remontar ese vuelo y ese brillo que Campanilla nunca debería perder. Hoy solo te escribo, para ahuyentar fantasmas y pesadillas, para hacer brillar nuevamente el sol, para instaurar nuevos y buenos objetivos, para que creas, para que busues, para que rías.
Soy tuyo, ya sabes. te amo.

7 de abril de 2011


LA ESTRELLA

Mira cuántas brillan,
mira cuántas brillan
en la inmensidad.

Una es tuya, niño,
una es tuya, niño,
y de nadie más.

Búscala,
búscala entre tantas
que en cielo está
diciendo tu nombre
con su palpitar.

Una es tuya, niño,
una es tuya, niño,
y de nadie más.

Búscala,
esa estrella es tuya
y de nadie más.


... SOY TUYA, LO SABES.

23 de marzo de 2011

20 de marzo de 2011


Tú.
Puede parecer una simple palabra, un simple pronombre personal. Pero llega un momento en el que comprendes que no es asi. Es extraño como algo tan sumamente simple, puede llegar a determinar tu vida. No entiendo como puede hacer que cada mañana me levante, me mire al espejo y me diga a mi misma que soy la persona mas afortunada del mundo por tenerte.

16 de marzo de 2011


Si mueres tú primero
iré después contigo,
como dos amantes de Teruel,
románticos y estúpidos,
todo a la vez.


Aviones de papel - Luis Ramiro

14 de marzo de 2011

Llénate de mí.
Ansíame, agótame, viérteme, sacrifícame.
Pídeme. Recógeme, contiéneme, ocúltame.
Quiero ser de alguien, quiero ser tuyo, es tu hora.
Soy el que pasó saltando sobre las cosas,
el fugante, el doliente.

Pero siento tu hora,
la hora de que mi vida gotee sobre tu alma,
la hora de las ternuras que no derramé nunca,
la hora de los silencios que no tienen palabras,
tu hora, alba de sangre que me nutrió de angustias,
tu hora, medianoche que me fue solitaria.

Libértame de mí. Quiero salir de mi alma.
Yo soy esto que gime, esto que arde, esto que sufre.
Yo soy esto que ataca, esto que aúlla, esto que canta.
No, no quiero ser esto.
Ayúdame a romper estas puertas inmensas.
Con tus hombros de seda desentierra estas anclas.
Así crucificaron mi dolor una tarde.
Libértame de mi. Quiero salir de mi alma.

Quiero no tener límites y alzarme hacia aquel astro.
Mi corazón no debe callar hoy o mañana.
Debe participar de lo que toca,
debe ser de metales, de raíces, de alas.
No puedo ser la piedra que se alza y que no vuelve,
no puedo ser la sombra que se deshace y pasa.

No, no puede ser, no puede ser, no puede ser.
Entonces gritaría, lloraría, gemiría.
No puede ser, no puede ser.
¿Quién iba a romper esta vibración de mis alas?
¿Quién iba a exterminarme? ¿Qué designio, qué palabra?
No puede ser, no puede ser, no puede ser.
Libértame de mí. Quiero salir de mi alma.

Porque tú eres mi ruta. Te forjé en lucha viva.
De mi pelea oscura contra mí mismo, fuiste.
Tienes de mí ese sello de avidez no saciada.
Desde que yo los miro tus ojos son más tristes.
Vamos juntos. Rompamos este camino juntos.
Seré la ruta tuya. Pasa. Déjame irme.
Ansíame, agótame, viérteme, sacrifícame.
Haz tambalear los cercos de mis últimos límites.

Y que yo pueda, al fin, correr en fuga loca,
inundando las tierras como un río terrible,
desatando estos nudos, ah Dios mío, estos nudos,
destrozando,
quemando,
arrasando
como una lava loca lo que existe,
correr fuera de mi mismo, perdidamente,
libre de mí, furiosamente libre.
Irme,
Dios mío,
¡irme!



Pablo Neruda

12 de marzo de 2011

Una decisión

Hoy he tomado una dedecisión inapelable, que es no separarme de ti más de lo estrictísimamente necesario.Eso implica hacer todo lo que esté en mi mano para estar junto a vos en todo momento.Porque me he dado cuenta que ya no soy yo si tú no estás, qué bobada pensarás, pero es cierto, me falta algo muy importante y nunca había sentido algo remotamente parecido.Eres parte de mi, y no me refiero a las rutinas de las llamadas, los detalles en las redes, los sms...qué va, me estoy refirindo a lo más profundo de mi, eso que ni yo mismo controlo, eso que se activa sin mi permiso. De repente me doy cuenta que estoy apagado, no triste porque sé que tú disfrutas, pero sí apagado, vacío, desganado. No tiene sentido hacer nada, porque no puedo compartirlo contigo, no merece la pena.Pero no alarmarse mi amor, que esto no es malo, sino lo más bonito que le puede pasar a un ser humano. No puedo explicarme bien, y probablemente nunca consiga hacerlo aunque permanezca a tu lado toda la vida, pero princesa, haría cualquier cosa por ti, y no lo digo en bajito y con boca chica, lo escribo aquí, muy alto y muy seguro, y esto tampoco lo he hecho/dicho nunca. Quiero hacerte feliz, y que te sientas viva a mi lado, quiero estar a en todo momento ahí, junto a ti, quiero despertarme a tu lado todos los días y regalarte lo mejor de mi, quiero todos tus defectos, sin dejarme ninguno, tus enfados, tus dudas, tus temores, lo quiero todo, porque es parte de tí y eres la persona más especial que he conocido nunca.
Te quiero
BP

9 de marzo de 2011


En un abrir y cerrar de ojos estoy contigo amor, volveré en poco más de un par de días. Estoy contigo, estoy contigo ... y soy más que tuya. Te quiero, que tengas unos días buenos.

Pero lo cambio todo por tus manos quitándome la ropa viento en popa

8 de marzo de 2011


Y sí, bueno, quizás me pase las 25 horas pensándote de 24 que tiene el día, pero no me importa. Me gusta recordarte y saber que vas a estar aquí, junto a mí. Porque hemos tenido la suerte de enamorarnos perdidamente uno del otro. Esa suerte que jamás en la vida podré cambiar. Nos vamos los dos juntos a cualquier lugar, y hacemos de un simple sitio un lugar increíble. Y todo porque claro, tú estas allí,conmigo, y haces que todo sea posible por muy difícil que parezca.
¡Te amo!

27 de febrero de 2011


Tengo tanta felicidad inundándome los huesos (…) es increíble todo lo que puede cambiar dentro de mi, escuchando tu respiración, tus palabras, y tus emociones; sintiendo tu piel con la mía, tratando de subir el volumen a esa canción que me dedicaste, oliendo las flores que me diste (…) Estoy increíblemente eufórica por la sonrisa que ocupa mi rostro cada vez que te veo venir, cada vez que cuelgo el teléfono sabiendo que estás casi por llegar a estar junto a mí (…) sabiendo que te amo y que tu boca me lo dijo también, sabiendo que soy la que quieres para que esté al tu lado por siempre y a pesar de que soy una niña caprichosa que se muere si no tiene tus labios, me malcrías con ellos, porque somos el uno para el otro y eso no lo dijimos porque ya no hace falta decirnos las cosas, con solo estar cerca de ti puedo sentirte (…) y esa es mi mayor felicidad, poder tenerte conmigo a mi lado, apoyándome en cada momento, siempre demostrándome que contigo voy a ser valorada y que me quieres cuidar por encima de todos. Estoy derretida a tus encantos porque me completas y sin ti dejo de ser quien soy, porque eres mi oxígeno y solo puedo decirte que eres mi vida entera.
¡¡Felices quince veintiochos!!

Enredados - Por fin ya veo la luz (Tangled)


Qué le voy a hacer si te veo en todos los lados
RAPUNZEL:
Tantos días sola en mi ventana
Tantos años sin poder salir.
Sin saber cómo era el mundo
Lo que me perdí.
Desde aquí bajo las estrellas
Desde aquí ahora puedo ver
De pronto hoy siento que estoy
Allí donde soñé
Y por fin ya veo la luz
Ya la niebla se ha marchado
Y por fin ya veo la luz
Y ahora el cielo es más azul
Es tan bello y tan real
Para mí el mundo ha cambiado

Esta vez todo es tan distinto
Al mirarte a ti.


FLYNN:
Tantos días persiguiendo un sueño
Tantos años en la oscuridad
Sin poder ver como las cosas
Son en realidad
Ella es la más bella estrella
Ella es pura claridad
Si ella está se cumplirá
Lo que siempre soñé

RAPUNZEL Y FLYNN:
Y por fin ya veo la luz

FLYNN:
Ya la niebla se ha marchado

RAPUNZEL:
Y ahora el cielo es más azul

RAPUNZEL Y FLYNN
Es tan bello y tan real
Para mí el mundo ha cambiado

Esta vez todo es tan distinto
veo en ti la luz
Veo en ti la luz
- ¡Oh no!... ¡vivir! ¡vivir será una fantástica aventura!

26 de febrero de 2011


Y así pasamos la vida, rozando con la punta de los dedos eso que tanto deseamos, manteniendo el equilibrio perfecto entre ambos, y deseando por fín caminar ambos por el mismo rail para poder llegar a la estación que tanto soñamos.

14 de febrero de 2011

Tu mirada de repente


De repente todo se para, la luz se difumina, los pájaros callan, la gente se silencia, el ruido se apaga. De repente la vegetación desaparece, el agua deja de emanar, los caminos de difuminan. De repente no existe nada, solo puedo centrarme en una cosa, no hay nada más. De repente me has mirado a los ojos, y nada es más importante para mi que disfrutar de ese momento.

Te quiero


No sabes cómo necesito tu voz;
necesito tus miradas
aquellas palabras que siempre me llenaban,
necesito tu paz interior;
necesito la luz de tus labios
! Ya no puedo... seguir así !
...Ya... No puedo
mi mente no quiere pensar
no puede pensar nada más que en ti.
Necesito la flor de tus manos
aquella paciencia de todos tus actos
con aquella justicia que me inspiras
para lo que siempre fue mi espina
mi fuente de vida se ha secado
con la fuerza del olvido...
me estoy quemando;
aquello que necesito ya lo he encontrado
pero aún !Te sigo extrañando!

8 de febrero de 2011

Con un beso, todo se diluye.


El tiempo huye, la vida disminuye, el verbo fluye, pero si tú me besas nada influye,el mundo se destruye, y solo existen dos labios unidos que al amor contribuyen.

5 de febrero de 2011

Volver a empezar.

Eh tú, sí tú. Esto va para ti. ¿Qué te pensabas que ibas a acabar conmigo? ¿A caso te pensabas que ibas a hundirme, que iba a volver arrastrándome y inundada en lágrimas? No, tío no, no te voy a dar ese placer, no te concederé esa satisfacción.
No te lo voy a negar, eras muy importante para mí, y sí, me gustabas mucho y estaba dispuesta a hacer lo que fuera por estar contigo. Pero hoy me he dado cuenta de que no mereces la pena. Hoy me le levantado pensando que si me has dejado escapar es porque eres tan estúpido que no has sabido valorar lo que tenías delante, no has sabido calibrar lo que yo era y sobre todo, no has podido apreciar lo que puedo llegar a ser.

Habría hecho cualquier cosa por ti, habría ido hasta donde tú me dijeras y te habría dado todo lo que necesitases. Pero tú no. Tú preferiste dejarme, tarde mal y nunca, como un cobarde y largarte con esa imbécil, que no sabe ni atarse los zapatos. Tú preferiste el polvo fácil a los paseos, preferiste la superioridad que concede la ignorancia, porque nunca soportaste que yo supiera, que tuviera curiosidades, nunca me entendiste bien. Tú siempre has deseado a alguien que no te hiciera sombra, que acatase y callase, que obedeciera sin cuestionar, y, mira por donde, diste conmigo.

Eres un capullo por no saber que yo sí te quería, de verdad. Pero sobre todo por no ver que mujeres como yo no hay muchas. Algún día te arrepentirás por haberme hecho esto, y no, no sufras, no me voy a vengar. Te arrepentirás porque me verás pasear del brazo de alguien con una sonrisa de oreja a oreja, esa que tú nunca has querido ver, que nunca has potenciado y por ende nunca has provocado. Me verás satisfecha, feliz, radiante porque él me hace sentir así, porque él hace que saque lo mejor de mí y valora cada cosa que hago, digo o pienso. Pero no te preocupes, que por desgracia no serás el último que le haga eso a una mujer. No eres el primero que engaña a una mujer, ni el último que lo hará. Pero no vas a hacer que pierda la confianza en el amor. No será tú el causante de que pierda la ilusión por la felicidad. ¿Y sabes por qué? Porque no te mereces ni eso. Ni un mínimo pensamiento, ni bueno ni malo, solo la indiferencia.

Que sepas que te estoy muy agradecida, porque me has enseñado mucho, me has enseñado lo que no quiero, lo que no busco, lo que no deseo, y has potenciado que saque de mí lo mejor, lo que ignoraste, lo que intentaste reprimir. En realidad agradezco que me dejases, porque ahora soy libre y tengo toda la vida para vivirla como deseo. Ahora soy libre, ahora soy YO.

Lo siento por la descerebrada que te aguante, yo desde hoy pienso ser una mujer feliz, que solo estará con aquel que me valore y disfrute con todo lo que soy. Buena suerte, aunque no te lo mereces.

3 de febrero de 2011


Esta mañana sin saber por qué me desperté repitiendo esta frase "Lento, pero viene". Sé, y ya por costumbre, que las cosas y más cuando son futuras, siempre se tornan complicadas. Complicadas pero no imposibles. Por ello voy a estar día a día, mano a mano contigo, ayudándote, apoyándote y dando todo de mi para que NUESTRO futuro vaya adelante. Por ello, lo primero que he hecho nada más levantarme, es buscar el poema, escribir varios fragmentos en un papel y colgarlo en mi mesa junto a esta foto para así verlo cada mañana y no olvidar nunca por lo que lucho. Por la 1ª persona del plural.

“Lento pero viene, el futuro se acerca despacio, pero viene. Hoy está más allá de las nubes que elige y más allá del trueno y de la tierra firme. Ya se va acercando, nunca tiene prisa; viene con proyectos y bolsas de semillas, con ángeles maltrechos y fieles golondrinas. Despacio pero viene, sin hacer mucho ruido cuidando sobre todo los sueños prohibidos”.

1 de febrero de 2011

"Has colgado tu bandera, traspasado la frontera,
eres el rey y siempre reinarás, siempre reinarás".

video

31 de enero de 2011

Hoy estoy contigo, también.


Estoy contigo, en todo momento y quiero que así lo sientas. Quiero que en los peores momentos cierres los ojos y me veas ahí, a tu lado. Quiero que en tus grandes victorias sientas el mi mano en tu hombro felicitandote y que en las grandes derrotas eintas mi aliento animandote a levantarte. Quiero que sepas que estoy aquí para sufrir contigo, para llorar contigo y también para disfrutar y volar contigo. En lo bueno y en lo malo, en la salud y en la enfermedad, en la pobreza y en la pobres (sí, esta repetido porque la riqueza es algo utópico) Estoy contigo ayudandote, cuidandote, velando por ti, estoy contigo haciendote reir, alentándote a dar un paso más, guardando tus espaldas.
Quiero que me sientas a tu lado en todo momento y hoy NO es una excepción.
A por ellos!!!

25 de enero de 2011

El destino "Serendipity"


Me gusta creer en el destino, me gusta pensar que te conozco porque hasta cierto punto tenía que conocerte, debía de estar contigo, y las cosas que me han pasado anteriormente me han llevado hasta tí. Me gusta pensar que dijiste la palabra mágica porque tenías que decirla para que yo pudiera romper el hielo y me agrada pensar que las amistades que llevaron a juntarnos no fueron casuales. ¿Qué sentido tendría pensar que las cosas suceden por azar? Es mucho más excitante pensar que tenía que suceder, que estamos juntos porque no podría ser de otra manera, porque dijimos esa frase, porque fuiste a ese concierto, porque entré a tocar en ese grupo, porque conocimos a esa persona, porque ambos estabamos solos y con ganas de creer en la magia, con necesidad de ilusionarnos, con ganas de amar. Quizás el destino no exista, quizás fueron casualidades, pero me da igual, el caso es que me sentía como John Cusack, tumbado en medio de la fria pista de hielo, solo y con la mitad de algo que parecía no casar con nada, y derrepente llegaste tú, sosteniendo la otra mitad que encajaba perfectamente, derrepente apareciste como Kate Beckinsale, con tu cara de angel, y no nevaba, pero sí se paro el tiempo.

22 de enero de 2011


No puedo vivir sin ti, me matan las ganas por verte, besarte, abrazarte y que de ese modo, se pare el mundo.

21 de enero de 2011

Nana para un niño indígena


Un día, quién sabe cuando, tendré un pequeño niño, espero que con ojos azules, entre mis brazos.Será tan pequeño y tan fragil que lo agararé con todo el mimo y el cuidado del mundo, apretandolo contra mi pecho, porque ese bebé es parte de mi, es parte de nosotros. Entonces, le miraré con cariño, inundándole de mi cariño con cada movimiento de mis brazos para que duerma, y disfrutaré de su olor a inocencia, a vida. Seguramente le acaririaré mientras le acuno, quizás le susurre historias de su padre y de su madre, le cuente historias de Nunca Jamás, y es probable que le cante esta canción.
Algún día me tumbaré en la cama y le tumbaré a mi lado, y allí pasaré ratos enteros mirándole, jugando con su manita, y sonreiré al verle, y me alegrará ver su sonrisa, pero sobre todo me gustará alargar la mano por encima suyo y acariciarte a ti, que estaras al otro lado, mirando cómo los dos niños de tu vida sonrien de pura felicidad al estar a tu lado.

16 de enero de 2011

Nuestra gran aventura


La mejor aventura está por llegar. Nuestra gran aventura será volar sin desplazarnos del sitio, será seguir soñando y luchar contra el gran enemigo de toda pareja, la monotonía y la desidia. Nuestra gran aventura será seguir creyendo, convertirnos en aves Fenix que resurjan de sus cenizas siempre con la intención de mejorar. Nuestra gran aventura consistirá en no dejar de imaginar y de inventar, en reconstruir nuestro mundo las veces que sea necesario, así como mejorarlo. Nuestra gran aventura será convertir lo trivial en especial, lo aburrido en divertido, lo inerte en mágico. Nuestra gran aventura será, sin duda, VIVIR.

13 de enero de 2011

9 de enero de 2011

¡¡¡¡¡TE AMO!!!!!

¿Conoces esa sensación?


¿Conoces la sensación que de felicidad suprema que experimentas cuando alguien que amas te abraza? Ese sentimiento de paz, de armonía, de tranquilidad de bien estar, de seguridad. Es algo indescriptible, que va de fuera adentro llenando cada molécula de tu cuerpo. Creo que si tuviéramos unas gafas especiales, podríamos ver como cuando sentimos esa sensación nos salen rayos de luz y felicidad por cada poro de nuestro cuerpo. En ese momento es cuando tu corazón se sincroniza con el de la otra persona y tu respiración se calma, llagando a emitir ese suspiro de bien estar que te sale desde lo más profundo de tu alma.
Ese sentimiento que te inunda, que te colapsa y no deja que tu cuerpo piense en otra cosa ni que tus sentimientos perciban nada más es el equivalente a que alguien te devolviera unas horas de vida. Parece un mero abrazo, pero en realidad quien te protege con su cuerpo en realidad te está curando lo que sea que te enferma. Puede ser la tristeza, la soledad, la lejanía, el desánimo, el desamor, puede que incluso te cure la infelicidad. Porque esa sensación, ese segundo en el que alguien te rodea con sus brazos con la fuerzas justa, firme pero no asfixiante, seguro pero sin agobiar, ese momento en el que tu cerebro se desconecta y te dejas llevar por tus sentimientos sin importarte se hace frio o calor, si estas en la intimidad de tu casa o en un semáforo en la plaza España de Madrid, esa sensación no la reporta absolutamente nada más, ni si quiera un beso.
Personalmente, considero que un abrazo de estas características, ya sabes, apoyar tu cabeza en su pecho y sentir su respiración calmada, y experimentar como ese sentimiento de sosiego te posee, dejar que te acaricie con una mano el pelo, mientras con la otra sientes su calor en tu espalda, eso, para mí, es como volver a tu hogar, a tu refugio. Si mi apuras, es como volver al pasado y sentirte un frágil bebé en manos de quien te protege, es pensar que hoy se puede apagar el mundo que tú seguirás brillando con esa luz invisible que se refleja en tus ojos, es sentir que aunque la peor tragedia suceda en ese mismo momento, tú estás a salvo, porque esos brazos llenos de cariño te protegen, fuertes e inquebrantables, de cualquier problema.
¿Conoces la sensación que de felicidad suprema que experimentas cuando alguien que amas te abraza? Pues ese es mí día a día. Esa es la sensación que me acompaña desde que te conozco, esa es la razón por la que no puedo dejar de sonreír, por la que mis tristezas se convierten en alegrías, esa es la razón por la que te he dicho que nunca he amado así.

8 de enero de 2011


Abrázame y llévame a ninguna parte. Fumémonos las horas. Seis o siete acordes y cuando nos entre el hambre, comámonos el mundo.

5 de enero de 2011

Un beso


En ocasiones, un beso puede cambiarte la vida, puede saberte a despedida, puede darte fuerzas. Un beso puede ser especial, monótono, único e irrepetible, fabuloso e indescriptible. Hay besos que cumplen sueños, y besos hacen que una vida cobre sentido. Pero para mi los mejores son aquellos que saben a magia y que te innunda por dentro de una luz que se nota por fuera, son aquellos que te hacen creer y mantener la ilusión por los Reyes Magos, por la fantasía, por el mañana. Es ese que tú escondes en la comisura de tu labio, y que me entregas en las ocasiones especiales. Es ese que me deja sabor a ti, olor a ti,regusto a ti. Es ese que me hace temblar y me mantiene siempre unido a tus labios.
Gracias por hacerme feliz